viernes, 17 de octubre de 2014

Hace ya un año ...

Cumplo un año de mi viaje a Chile al 5to Encuentro de Plateros y Orfebres y el día 17 nos tocó la visita a la Mina de cobre El Teniente, antigua Codelco.  Del viaje entre un montón de experiencias y recuerdos me traje un libro, obsequio de la Feria de Libro de Santiago, sobre la fotografía en la industria chilena específicamente sobre el trabajo del fotógrafo Luis Ladrón de Guevara.  Ha sido una hermosa coincidencia encontrarme con estas fotos buscando otras especialmente en estos días que ando retomando la fotografía.




Foto:  Mineros esperando el cambio de turno en bajada al pique.  Minera Andina.  
Sector Rio Blanco, 1974.  Por L. L. De Guevara.



  Foto:  Fundición de Chuquicamata y espesadores.  Codelco. C.1980.   Por L. L. De Guevara.


´´Guevara ha dedicado los últimos sesenta años de vida a la fotografía, destacando como principal representante chileno del género de la fotografía industrial y como uno de los fotógrafos mas relevantes y prolíficos de la segunda mitad del siglo XX en Chile.  Esta vinculación con el rubro industrial, sello distintivo de la vasta obra de este fotógrafo, no sólo se limitó al trabajo fotográfico.  Sus estudios en publicidad y las amplias funciones asumidas en la mayoría de sus encargos le permitieron tomar el rol directivo en el diseño y diagramación de publicaciones y stands de promoción, siendo, en ocasiones, el principal artífice en la creación de la imagen corporativa de las empresas para las cuales trabajó.´´ 

Fuente libro: Luis Ladrón De Guevara, Fotografía e industria en Chile.



 
Mina El Teniente.



El hermoso color azul del cobre



  Mural ´´La Tragedia del Humo´´.
En 1945 ocurrió una de las mayores tragedias mineras de la historia del yacimiento; 355 trabajadores de El Teniente fallecieron tras asfixiarse con monóxido de carbono, el 19 de junio de ese año, en el suceso recordado como la Tragedia del humo. Hasta el día de hoy el hecho es utilizado como ejemplo en exposiciones de seguridad a los mineros chilenos.

El funeral fue realmente imponente, convocó en Rancagua desde el Presidente Juan Antonio Ríos al poeta Pablo Neruda. El Gobierno decretó duelo nacional por tres días, el comercio cerró sus puertas, los edificios públicos y las casas particulares izaron banderas a media asta, los teatros suspendieron espectáculos y las escuelas suspendieron sus clases.


El mural del pintor Claudio Goycoolea "Tragedia del humo; testimonio de una época" es una pieza clave del Museo Minero de Codelco-Chile División El Teniente.


 Mas fotos en mi Album en Flickr:
Minería Chilena.

No hay comentarios: